Te ayudamos a despejar cualquier duda que tengas.

Si no encuentras tu pregunta en el listado que tenemos abajo no te quedes con ella, llámanos o escríbenos y la despejaremos.

Las sesiones tienen una duración aproximada de entre 50 minutos y 1 hora.

La sesión de fisioterapia tiene un precio de 35€ y la de fisioterapia invasiva de 40€. El precio de fisioterapia de suelo pélvio es 40€ y la sesión de ejercicio 30€

Creemos que cada tratamiento y cada paciente evoluciona de manera individual, por eso no trabajamos con bonos de sesiones.

En general los tratamientos no son dolorosos por sí mismos, aunque hay algunas técnicas que sí pueden resultar molestas por la sensibilidad del tejido. En estos casos el fisioterapeuta siempre le explicará el procedimiento y lo que sentirá, pudiendo cambiar si así lo desea a otra técnica indolora.

Es ideal que traiga ropa cómoda y fácil de quitar y poner, ya que es probable que tenga que descubrirse alguna parte del cuerpo.

En ocasiones, para una correcta valoración y/o tratamiento es necesario tener una visión completa del cuerpo. Para estos casos puede traer ropa de baño o el fisioterapeuta puede facilitarle toallas para cubrirse.
En las sesiones de suelo pélvico intracavitarias será necesario estar o quitar la ropa interior, en cuyo caso se facilitará una toalla para dar mayor intimidad.

Aceptamos pago con tarjeta y transferencia bancaria.
En suelo pélvico el método de pago será efectivo o bizum.

Puede elegir entre los distintos profesionales del centro para su tratamiento, aunque en ocasiones se le recomendará alguno en concreto que esté más especializado en su situación.

Si tiene cualquier duda o problema solo tiene que ponerse en contacto con nosotros y su fisioterapeuta contactará con usted.

Dependerá del tipo de tratamiento realizado. Su fisioterapeuta le indicará si es recomendable entrenar tras la sesión o estaría indicado descansar algún día.

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.

Para una sesión de fisioterapia convencional no hay ningún inconveniente en acudir a la cita.
En el caso de ser una cita de suelo pélvico dependerá del momento en el qué se encuentre, si es al inicio o al final de la menstruación con un flujo poco abundante, no habría inconveniente. Si está con manchado abundante o con un dolor muy intenso será mejor cambiar la cita.

No es obligatorio, cada uno puede acudir cómo quiera. Pero en el caso de cicatrices o para una primera cita es aconsejable para poder valorar mejor, aún así repetimos no es obligatorio.

El fisioterapeuta le realizará una valoración inicial y según el caso y los objetivos a conseguir le orientará sobre el número de sesiones que necesitará.

En general, salvo desaconsejar el consumo de alcohol en general que puede además enlentecer la recuperación de las lesiones, no hay una contraindicación absoluta para el consumo de alcohol tras una sesión de fisioterapia.

Recuperamos tu mejor tú

Somos expertos en devolverte a tu mejor versión, tu versión más óptima. Aquella en la que vives la vida sin limitaciones físicas, sin dolores.

Te cuidamos, te enseñamos a cuidarte y te acompañamos durante todo el proceso.

Recupera tu mejor versión ahora

¿Qué podemos hacer por ti?