Propiocepción del Tobillo

Propiocepción del Tobillo

La propiocepción es el sentido o capacidad del cerebro de detectar la posición de nuestras articulaciones gracias a la información que recibe de músculos, tendones y ligamentos. Permite adaptar el movimiento de una parte del cuerpo con precisión, en función de la situación.

Por ejemplo, nos permite adaptar la posición del pie a una superficie inestable.

Es fundamental reeducar la propiocepción del tobillo tras lesión, para conseguir una funcionalidad total de la articulación.1: Equilibrio monopodal en superficie estable.

2: Equilibrio monopodal en superficie inestable.

3 / 4 / 5: Equilibrio monopodal cambiando la inestabilidad a diferentes partes del pie.

6: Trabajo dinámico del tobillo con desequilibrio, refuerzo de músculos peroneos.

7: Trabajo pliométrico de salto monopodal, aterrizaje en superficie estable.

8: Trabajo pliométrico de salto monopodal, aterrizaje y despegue en superficie inestable.

9: Integración de la propiocepción de tobillo en ejercicio global de control.

10: Integración de la propiocepción de tobillo en ejercicio global dinámico.

No realizar ninguno de estos ejercicios sin la previa valoración de un profesional.

Hacemos crecer la salud de las personas.
Expertos en recuperar tu mejor versión.

Artículos relacionados

Nuestra filosofía de equipo es clara, recuperar tu mejor tú.

Saber más +